Consulta tradicional. Ejecutorias.

Actualizado a Octubre de 2018
Completa Sin datos de localización
Favor de esperar que este habilitado el boton de copiado
copiar
Imprimir
Imprimir

Décima Época Semanario Judicial de la Federación 28183         1 de 1
Segunda Sala Publicación: viernes 16 de noviembre de 2018 10:27 h
PRIMA VACACIONAL. NO DEBE CONDENARSE AL PAGO DE ESTA PRESTACIÓN, COMO UNA CONSECUENCIA LÓGICA-NATURAL DE LA DE VACACIONES, CUANDO NO FUE RECLAMADA EN LA DEMANDA LABORAL.

IN DUBIO PRO OPERARIO. DICHO PRINCIPIO NO DEBE ENTENDERSE EN EL SENTIDO DE QUE LOS CONFLICTOS LABORALES TENGAN QUE RESOLVERSE INVARIABLEMENTE EN FAVOR DEL TRABAJADOR.

CONTRADICCIÓN DE TESIS 196/2018. ENTRE LAS SUSTENTADAS POR LOS TRIBUNALES COLEGIADOS SEGUNDO DEL SÉPTIMO CIRCUITO Y QUINTO DEL PRIMER CIRCUITO, AMBOS EN MATERIA DE TRABAJO. 26 DE SEPTIEMBRE DE 2018. UNANIMIDAD DE CUATRO VOTOS DE LOS MINISTROS ALBERTO PÉREZ DAYÁN, JAVIER LAYNEZ POTISEK, JOSÉ FERNANDO FRANCO GONZÁLEZ SALAS Y MARGARITA BEATRIZ LUNA RAMOS; MAYORÍA DE TRES VOTOS EN RELACIÓN CON LA EXISTENCIA DE LA CONTRADICCIÓN DE CRITERIOS. DISIDENTE: MARGARITA BEATRIZ LUNA RAMOS. AUSENTE: EDUARDO MEDINA MORA I. PONENTE: ALBERTO PÉREZ DAYÁN. SECRETARIO: OSCAR VÁZQUEZ MORENO.

CONSIDERANDO:

PRIMERO.—Competencia. Esta Segunda Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, es legalmente competente para conocer y resolver la presente denuncia de contradicción de tesis, de conformidad con lo dispuesto en los artículos 107, fracción XIII, de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, 226, fracción II, de la Ley de Amparo y 21, fracción VIII, de la Ley Orgánica del Poder Judicial de la Federación, en relación con los puntos primero y tercero del Acuerdo General Plenario Número 5/2013, de trece de mayo de dos mil trece, en virtud de que se trata de una denuncia de contradicción de criterios suscitada entre Tribunales Colegiados de diferente Circuito.

SEGUNDO.—Legitimación. La denuncia de contradicción de tesis proviene de parte legítima, ya que fue formulada por los integrantes del Segundo Tribunal Colegiado en Materia de Trabajo del Séptimo Circuito, atento a lo establecido por los artículos 107, fracción XIII, segundo párrafo, de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y 227, fracción II, de la Ley de Amparo.

TERCERO.—Criterios contendientes. A fin de establecer si existe o no la contradicción de tesis denunciada, se estima conveniente analizar los antecedentes de los asuntos respectivos y las consideraciones esenciales que sustentan las ejecutorias que contienen los criterios materia de contradicción.

I. Segundo Tribunal Colegiado en Materia de Trabajo del Séptimo Circuito.

Conoció del amparo directo **********, promovido por el trabajador **********, contra el laudo de dos de diciembre de dos mil dieciséis, dictado por la Junta Especial Número Ocho de la Local de Conciliación y Arbitraje del Estado, con sede en Veracruz, Veracruz, en el expediente laboral **********.

Los antecedentes del caso, son los que a continuación se resumen:

1. Con motivo de su despido injustificado ********** promovió juicio laboral contra quien resulte propietario de la fuente de trabajo, reclamando –entre otras prestaciones– la indemnización constitucional y el pago proporcional de vacaciones por el periodo laborado.

2. De dicho juicio le correspondió conocer a la Junta Especial Número Ocho de la Local de Conciliación y Arbitraje del Estado, con sede en Veracruz, Veracruz, bajo el número de expediente laboral **********.

3. Una vez sustanciado el juicio ordinario dictó el laudo correspondiente en el que determinó que la parte actora acreditó la procedencia de su acción, no así, los demandados, sus excepciones. En consecuencia, condenó a la parte demandada a pagar la indemnización constitucional, salarios caídos, vacaciones y aguinaldo.

4. Inconforme con dicha determinación, la parte actora del juicio natural promovió amparo directo (DA. **********), del cual conoció el Segundo Tribunal Colegiado en Materia de Trabajo del Séptimo Circuito. En sesión de veinticuatro de mayo de dos mil dieciocho, pronunció sentencia en la que, supliendo la deficiencia de la queja, concedió la protección solicitada por el quejoso, al considerar que en el laudo reclamado se fijó incorrectamente el monto para el cálculo de la prima de antigüedad, así como la fecha a partir de la cual debían pagarse los salarios vencidos, lo cual, a su vez, trascendía en favor del trabajador para la cuantificación de los intereses correspondientes.

No obstante lo resuelto en ese sentido, el Tribunal Colegiado del conocimiento previamente al pretender delimitar la materia de análisis en el amparo directo **********, sostuvo para lo que aquí nos interesa, lo siguiente:

"Asimismo, tampoco se hará mayor pronunciamiento, respecto de la diversa condena al pago de vacaciones y aguinaldo que la Junta Local estableció bajo las siguientes consideraciones.

"(se transcribe contenido)

"Determinaciones que le favorecen al quejoso, además de que no expresa conceptos de violación al respecto y este tribunal no advierte suplencia de la queja que amerite ser plasmada en esta ejecutoria, por reportarle algún beneficio, entonces deben mantenerse intocadas.

"Se invoca, en términos analógicos de la jurisprudencia 2a./J. 67/2017 (10a.), de la Segunda Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, publicada el «viernes» siete de julio, «y» en vigor el diez de julio de dos mil diecisiete, de título y contenido:

"‘SUPLENCIA DE LA QUEJA DEFICIENTE. SÓLO DEBE EXPRESARSE SU APLICACIÓN EN LA SENTENCIA CUANDO DERIVE EN UN BENEFICIO PARA EL QUEJOSO O RECURRENTE (LEY DE AMPARO VIGENTE HASTA EL 2 DE ABRIL DE 2013).’

"(se transcribe contenido)

"No pasa inadvertido para este órgano jurisdiccional el hecho de que en el considerando tercero del laudo reclamado, la Junta del conocimiento mencionó una ‘condena’ al pago de prima vacacional, sin fijar el monto respectivo, lo cual tampoco reflejó en un punto resolutivo, lo que revela una incongruencia en el laudo impugnado que no trasciende en la esfera jurídica del trabajador, aquí quejoso, atento a que de la lectura de la demanda laboral, se aprecia que el actor no reclamó esa prestación.

"En efecto, este órgano jurisdiccional considera, sustancialmente, que la autoridad laboral no está obligada a decretar de manera automática, condena al pago de prima vacacional por la circunstancia de que, previamente, haya hecho lo propio por cuanto a vacaciones, si la aludida prima no fue motivo de reclamo.

"Lo anterior se sostiene bajo el argumento de que en el caso concreto la prima vacacional no se trata de una prestación accesoria o consustancial de las vacaciones, ya que, por una parte, son de naturaleza diferentes, pues el concepto referido en segundo término, se trata de un derecho que los trabajadores adquieren por el transcurso del tiempo en que prestan sus servicios, cuya finalidad es el descanso continuo de varios días para reponer la energía gastada con la actividad laboral desempeñada; mientras que la prima vacacional, consiste en un pago monetario que le representa al trabajador un ingreso extraordinario para que lo utilice en esos plazos de asueto.

"En tanto que, si bien para tener derecho al pago de la prima vacacional es condición generar el relativo al goce de vacaciones, lo que implica una relación directa entre ambas prestaciones, no en todos los casos debe decretarse condena por la prima vacacional cuando ya se hizo lo propio con las vacaciones, pues puede ser que aun cuando el trabajador generó su derecho a gozar de un periodo vacacional no se le haya otorgado esa prerrogativa, pero sí el pago de la aludida prima; por lo que evidentemente no procedería fijar condena por ese concepto, ya que si no fue motivo de reclamo en la demanda laboral, debe entenderse que fue por el hecho de que se recibió el pago correspondiente; de ahí que se considere que la prima vacacional no siempre resulta consustancial con las vacaciones.

"Atento a lo antes expuesto, es que se estima que tampoco existe suplencia de la queja que aplicar a favor del quejoso en torno a este tópico.

"Se invoca como apoyo a lo antes expuesto, por su contenido, la jurisprudencia 2a./J. 82/99, de la Segunda Sala de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, publicada en la Novena Época del Semanario Judicial de la Federación y su Gaceta, Tomo X, julio de 1999, materia laboral, página 236, de título y contenido:

"‘PRIMA VACACIONAL. PROCEDE SU PAGO A LOS TRABAJADORES AL SERVICIO DEL ESTADO, AUN CUANDO NO HAGAN USO DEL PERIODO VACACIONAL, SI ESTO OCURRE POR CAUSAS IMPUTABLES AL PATRÓN.’ (se transcribe)."

II. Quinto Tribunal Colegiado en Materia de Trabajo del Primer Circuito.

Conoció del entonces recurso de queja **********,(2) interpuesto por Petróleos Mexicanos, contra el (exceso y defecto) del laudo dictado por la Junta Especial Número Doce de la Federal de Conciliación y Arbitraje en cumplimiento de una ejecutoria de amparo.

Los antecedentes del caso, son los que a continuación se resumen:

1. Con motivo de la demanda de amparo directo **********, promovida por ********** contra el laudo de seis de octubre de mil novecientos ochenta y ocho, el Quinto Tribunal Colegiado en Materia de Trabajo del Primer Circuito, mediante ejecutoria de veinte de abril de mil novecientos ochenta y nueve determinó conceder el amparo solicitado para los efectos siguientes: "... que la Junta responsable dejando insubsistente el laudo reclamado, dicte otro en el cual mantenga la litis, la condena a la prórroga del contrato, a la reinstalación del actor y al pago de salarios y prestaciones de carácter consensual y atendiendo a lo antes expuesto, condene así mismo a la patronal a reconocerle al trabajador dentro del tiempo laborado, el lapso que se encontrara separado de la patronal, a partir del dieciséis de julio de mil novecientos ochenta y siete y hasta que fuere reinstalado materialmente, a otorgarle las vacaciones a que tuviera derecho durante dicho periodo y en cuanto al aguinaldo a la luz de lo demandado, contestado y acreditado con documental al respecto por la paraestatal, sin perjuicio de reiterar las diversas absoluciones."

2. En cumplimiento a la ejecutoria de amparo, la Junta Especial Número Doce de la Federal de Conciliación y Arbitraje dictó un nuevo laudo el veintiocho de agosto de mil novecientos ochenta y nueve, en el que dejó insubsistente el diverso laudo de seis de octubre de mil novecientos ochenta y ocho; y entre otras prestaciones, condenó a la parte demandada al pago de la prima vacacional y el aguinaldo por el tiempo que el actor estuvo separado del servicio.

3. Inconforme con lo anterior, la parte demandada Petróleos Mexicanos interpuso recurso de queja –por exceso y defecto– en el cumplimiento de la ejecutoria de amparo, por considerar básicamente y para lo que aquí nos interesa, que la parte actora del juicio laboral únicamente le reclamó el pago de sus vacaciones por el ciclo comprendido del diecinueve de julio de mil novecientos ochenta y seis al dieciocho de julio de mil novecientos ochenta y siete, no así la prima vacacional correspondiente; y, a pesar de lo anterior, la autoridad responsable determinó condenarlo por dicho concepto.

4. De dicho recurso de queja le correspondió conocer al Quinto Tribunal Colegiado en Materia de Trabajo del Primer Circuito, bajo el número de expediente **********; y por resolución de diecisiete de enero de mil novecientos noventa determinó declararla infundada por considerar que el laudo dictado en cumplimento a la ejecutoria de amparo **********, se encontraba ajustado a derecho.

En lo que aquí nos ocupa, las consideraciones que dieron sustento a dicha determinación, fueron las siguientes:

"... por tanto, si en la especie la autoridad en acatamiento, a ese fallo, condenó a la ahora recurrente a reconocerle al trabajador su antigüedad general de empresa por el periodo del 16 de junio de 1987, al 16 de marzo de 1989, es obvio que no incurrió en el incumplimiento de dicha ejecutoria y, por ende, no causó perjuicio alguno.

"Lo mismo acontece en cuanto a la condena decretada por concepto de prima vacacional, pues si bien es cierto que en la citada resolución de amparo, sólo se le ordenó que resolviera lo relativo a las vacaciones a que tuviera derecho, de ninguna manera incurrió en los defectos de ejecución que señala el recurrente al condenar a dicha prima vacacional, pues aplicando los principios contenidos en los artículos 18 y 33 de la Ley Federal del Trabajo, en el sentido de que debe estarse a lo que más favorezca al empleado y a que es nula la renuncia de los derechos derivados de la relación laboral, resulta evidente que al ser ésta una prestación legal contenida en el artículo 80 de la citada ley laboral y, además, siguiendo el principio de que lo accesorio corre la suerte de lo principal, en el presente caso aun cuando no haya sido reclamada por parte del actor, la condena hecha por la Junta en cuanto a la prima vacacional es correcta. Al respecto tiene aplicación por analogía la jurisprudencia número 283, que aparece publicada en la página 255 del último Apéndice al Semanario Judicial de la Federación 1917-1985, Séptima Época, Quinta Parte, Cuarta Sala, citada bajo el rubro: ‘SALARIOS VENCIDOS, DERECHO AL PAGO DE LOS, EN CASO DE EJERCICIO DE LAS ACCIONES POR DESPIDO.’, en tales circunstancias, al no acreditarse incongruencia entre lo ordenado y lo resuelto, debe declararse infundado el recurso de queja interpuesto. Lo anterior encuentra apoyo en la tesis jurisprudencial número 103, visible a fojas 77, Cuarta Sala, del informe rendido por el presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, al finalizar el año de 1980, Segunda Parte, que a la letra dice: ‘QUEJA POR EXCESO O DEFECTO DE EJECUCIÓN, FUNDAMENTO DEL RECURSO DE. Para que un recurso de queja pueda considerarse fundado, debe demostrarse incongruencia, ya sea por exceso o defecto, entre lo señalado en el amparo y lo decidido en la resolución que se dictó para cumplimentar el fallo de la Justicia Federal ...’."

Tales consideraciones dieron origen a la tesis de contenido siguiente.(3)

"PRIMA VACACIONAL, DERECHO AL PAGO DE LA, CUANDO SE CONDENA AL PATRON A CUBRIR VACACIONES.—Si la Junta responsable al emitir el laudo condena al patrón a pagar vacaciones, no incurre en violación alguna si también lo hace por cuanto a la prima vacacional respectiva, aun cuando no se hubiera reclamado, pues aplicando los principios establecidos en los artículos 18 y 33 de la Ley Federal del Trabajo, en el sentido de que debe estarse a lo que más favorezca al trabajador y que es nula la renuncia de los derechos derivados de la relación laboral, es evidente que al ser ésta una prestación legal contenida en el precepto 80 de la citada ley, y siguiendo además el principio de que lo accesorio sigue a la suerte de lo principal, debe concluirse que la determinación de la responsable en ese aspecto no es conculcatoria de garantías."(4)

CUARTO.—Existencia de la contradicción de tesis. En primer lugar, debe precisarse que el objeto de la resolución de una contradicción de tesis, radica en unificar los criterios contendientes. Es decir, para identificar si es existente la contradicción de tesis deberá tenerse como premisa el generar seguridad jurídica.

De diversos criterios de esta Suprema Corte, podemos derivar las siguientes características que deben analizarse para determinar la existencia de una contradicción de tesis:

1. No es necesario que los criterios deriven de elementos de hecho idénticos, pero es esencial que estudien la misma cuestión jurídica, arribando a decisiones encontradas. Sirve de sustento la jurisprudencia P./J. 72/2010, de rubro: "CONTRADICCIÓN DE TESIS. EXISTE CUANDO LAS SALAS DE LA SUPREMA CORTE DE JUSTICIA DE LA NACIÓN O LOS TRIBUNALES COLEGIADOS DE CIRCUITO ADOPTAN EN SUS SENTENCIAS CRITERIOS JURÍDICOS DISCREPANTES SOBRE UN MISMO PUNTO DE DERECHO, INDEPENDIENTEMENTE DE QUE LAS CUESTIONES FÁCTICAS QUE LO RODEAN NO SEAN EXACTAMENTE IGUALES."(5) y la tesis P.XLVII/2009, de rubro: "CONTRADICCIÓN DE TESIS. DEBE ESTIMARSE EXISTENTE, AUNQUE SE ADVIERTAN ELEMENTOS SECUNDARIOS DIFERENTES EN EL ORIGEN DE LAS EJECUTORIAS."(6)

2. Es necesario que los tribunales contendientes hayan resuelto alguna cuestión litigiosa en la que se vieron en la necesidad de ejercer el arbitrio judicial, a través de un ejercicio interpretativo, mediante la adopción de algún canon o método, cualquiera que fuese.

3. En los ejercicios interpretativos respectivos debe encontrarse al menos un tramo de razonamiento en el que la diferente interpretación ejercida gire en torno a un mismo tipo de problema jurídico: ya sea el sentido gramatical de una norma, el alcance de un principio, la finalidad de una determinada institución o cualquier otra cuestión jurídica en general.

4. Y, que lo anterior pueda dar lugar a la formulación de una pregunta genuina acerca de si la forma de acometer la cuestión jurídica, es preferente con relación a cualquier otra que, como la primera, también sea legalmente posible.

5. Aun cuando los criterios sustentados por los tribunales contendientes no constituyan jurisprudencia debidamente integrada, ello no es requisito indispensable para proceder a su análisis y establecer si existe la contradicción de tesis planteada y, en su caso, cuál es el criterio que debe prevalecer con el carácter de jurisprudencia. Sirve de apoyo la tesis aislada: "CONTRADICCIÓN DE TESIS. PARA SU INTEGRACIÓN NO ES NECESARIO QUE SE TRATE DE JURISPRUDENCIAS."(7)

Establecido lo anterior, esta Segunda Sala considera que en la especie sí existe la contradicción de tesis denunciada, en relación con los criterios sustentados por los Tribunales Colegiados contendientes.

Ello es así, ya que al resolver los asuntos de su conocimiento, se pronunciaron respecto de un mismo punto jurídico, a saber: si se debe o no decretar el pago de la prima vacacional, como una consecuencia lógica-natural a la condena al pago de las vacaciones; aun y a pesar de que (aquélla) no hubiese sido reclamada en la demanda laboral.

Ante lo cual, el Segundo Tribunal Colegiado en Materia de Trabajo del Séptimo Circuito resolvió en sentido negativo, pues estimó que en la especie la prima vacacional no siempre constituye una prestación accesoria o consustancial de las vacaciones; antes bien, refirió que son de naturaleza diferente, pues mientras este último concepto, se trata de un derecho que los trabajadores adquieren por el transcurso del tiempo en que prestan sus servicios, cuya finalidad es el descanso continuo de varios días para reponer la energía gastada con la actividad laboral desempeñada. La ‘prima vacacional’ constituye un pago monetario que le representa al trabajador un ingreso extraordinario para que lo utilice en esos días de asueto.

Señaló que si bien es cierto existe una relación directa entre ambas prestaciones –ya que para tener derecho al pago de la prima vacacional, es condición generar el relativo al goce de vacaciones–; empero, añadió, que no en todos los casos debe decretarse condena por la prima vacacional cuando ya se hizo lo propio con las vacaciones.

Ello, pues estimó que pudiera darse el caso de que aun cuando el trabajador generó su derecho a gozar de un periodo vacacional no se le hubiese otorgado esa prerrogativa, pero sí el pago de la prima vacacional; ante lo cual evidentemente no procedería fijar condena por ese concepto, ya que si no fue motivo de reclamo en la demanda laboral, debía entenderse que fue por el hecho de que se recibió el pago correspondiente.

En cambio, el Quinto Tribunal Colegiado en Materia de Trabajo del Primer Circuito arribó a una posición contraria, al sostener básicamente que la condena al pago de la prima vacacional es correcta, aun cuando no haya sido reclamada por la parte actora.

Lo anterior, al hacer alusión –primeramente– a los principios contenidos en los artículos 18 y 33 de la Ley Federal del Trabajo, pues según refirió, de acuerdo con éstos "debe estarse a lo que más favorezca al empleado"; además de que es nula la renuncia a los derechos derivados de la relación laboral, como lo es en el caso de la "prima vacacional" que constituye una prestación legal, contenida en el artículo 80 de la ley laboral. Por su parte, al considerar que la prima vacacional es accesoria del reclamo por concepto de vacaciones.

En ese sentido, es que a juicio de esta Segunda Sala los ejercicios interpretativos realizados por los Tribunales Colegiados
Completo Sin datos de localización
Cargando
Descripción